Menu

A+ A A-

CORPAMAG ADVIERTE PROBLEMÁTICA AMBIENTAL EN LA CIÉNAGA SI NO SE BUSCA SOLUCIÓN A RIESGO DE INUNDACIÓN EN SANTA RITA

  • Escrito por Super User
  • Categoría: Medio Ambiente
  • Visitas: 43

compuertas.jpg

La Corporación Autónoma Regional del Magdalena, advirtió a las autoridades municipales de Remolino, en oficio dirigido a la Personera Cielo Marina De La Hoz Domínguez,  que la Ciénaga Grande de Santa Marta se encuentra en riesgo de agudizar su problemática ambiental porque el proceso de ingreso de agua dulce al ecosistema no se está surtiendo con rigor, debido al cierre permanente de las compuertas que regulan el paso del agua dulce al complejo lagunar por el caño Renegado, en cuya zona de amortiguación se encuentra asentado el corregimiento de Santa Rita, actualmente también en riesgo de inundación por la ola invernal que afecta a distintas regiones del país.

 

La Corporación reconoce la situación de riesgo en que se encuentran los pobladores de Santa Rita, por las inundaciones que les toca soportar en épocas de invierno, las cuales además los aísla por vía terrestre, debido a que la vía de acceso se anega impidiendo el tráfico automotor a dicha población; pero también sostiene que se trata de temas que deben abordar otras entidades y no Corpamag, que como autoridad ambiental debe velar por el cuidado y preservación del medio ambiente y además tiene la misión institucional de recuperar la Ciénaga Grande de Santa Marta, actualmente inscrita en el registro de Montreaux por sugerencia de la comisión Ramsar.

 

El caudal de ingreso de agua dulce a la Ciénaga Grande de Santa Marta, por el caño Renegado debe ser de 60m3/segundo, para poder contribuir a disminuir los niveles de salinidad; pero debido al permanente cierre de sus compuertas solo están ingresando menos de 5m3/segundo de agua dulce al complejo laguna, lo que afecta su proceso de recuperación.

 

Las compuertas fueron construidas desde el año 1993, para los caños Aguas Negras y Renegado, debido a las fluctuaciones del nivel de las aguas del río Magdalena en las entradas de estos cuerpos de agua, donde para la época de estudio se determinó que tenían rangos de 5,24 m y 4,30 m respectivamente, lo que hacía necesario regular los caudales que se derivaban del río Magdalena e ingresarían al complejo lagunar. Así mismo. fueron consideradas como elemento de cribado del material vegetal entrante del rio Magdalena, permitiendo por intermedio de ellas retener la mayor parte de los troncos y maleza que ingresan al sistema, y así facilitar las labores de mantenimiento. No obstante, las compuertas, en el estricto sentido, sólo deben ser reguladas bajo considerables periodos de invierno, o para poder adelantar con mayor facilidad las labores de mantenimiento, dado que el diseño de las mismas, corresponde al caudal que los estudios han arrojado que requiere el complejo de ciénagas que constituyen la Ciénaga Grande de Santa Marta y son alimentadas por el caño Renegado – 60m3/s.

 

Sin embargo, la solicitud constante de la población y de los funcionarios de la Alcaldía es el cierre permanente de las compuertas, por el riesgo de inundación en que se encuentra la población; solicitud que preocupa a la Corporación dada la sensibilidad del ecosistema al ingreso de agua dulce, que según las recomendaciones técnicas implican aumentar la cantidad de agua que ingresa al sistema y no disminuirla; pues tanto Corpamag como el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible han realizado importantes acciones para propiciar dicho aumento de caudal.

 

La medida podría generar inconvenientes derivados del daño ambiental, que repercutirían en la salud y el bienestar de las poblaciones ubicadas en los alrededores de los caños Renegado, Condazo y las ciénagas de Buenavista, Tamacal, San Juan y la Aguja, poblaciones como San Rafael y Las Casitas, las cuales se abastecen de agua para consumo de estos humedales y subsisten de la pesca en los caños y las ciénagas, los que de no recibir el aporte de agua necesario, presentarían deterioro, disminuyendo así la calidad de sus aguas y los servicios eco sistémicos que actualmente prestan.

 

Debido a la coyuntura de riesgo de estas poblaciones, la Corporación ha dado la instrucción de regular las compuertas temporalmente, sin embargo, consideramos pertinente que este asunto sea abordado por el Consejo Departamental para la Gestión de Riesgos, en atención al régimen de competencias de esta entidad, desde donde se planteen soluciones a los problemas de inundación que padecen estas comunidades, pero que a su vez no se vea afectado tan importante ecosistema - Complejo Deltaico Estuarino de la Ciénaga Grande de Santa Marta – CGSM, por la falta de agua dulce proveniente del río Magdalena; situación que ya ha sido planteada a dicha institución - CDGRD - anteriormente.

 

A la Corporación le preocupa la situación de riesgo actual de los pobladores, por lo que insistimos en que la solución se debe abordar desde una perspectiva integral; sin embargo, también nos preocupa el riesgo ambiental del sector, al limitar permanentemente el ingreso de agua dulce proveniente del río Magdalena; siendo que la solución debe ser adecuar la vía, así como resguardar a la población que se encuentra en zona de amortiguamiento de la ciénaga de Buenavista.

 

Por lo anterior, Corpamag nuevamente conminamos a las autoridades municipales y departamentales, para generar estrategias que permitan solucionar esta situación en los términos de oportunidad requeridos y teniendo en cuenta las actuales condiciones de variabilidad climática que existen, claro está con el acompañamiento técnico de la Corporación acudiendo al principio de Sostenibilidad Ambiental. Es de anotar, que las acciones planteadas, deben ser concertadas con la Unidad de Restitución de Tierras, la cual viene trabajando en pro del bienestar de dichas poblaciones.